Tras cinco años de reiteradas caídas, en 2017 se ha recuperado parte del mercado de los ordenadores. La informática convencional no pasa por su mejor momento como consecuencia

Agencia

Municipiossur.com

Tras cinco años de reiteradas caídas, en 2017 se ha recuperado parte del mercado de los ordenadores. La informática convencional no pasa por su mejor momento como consecuencia de la gran explosión en ventas del dispositivo estrella de la última década, el teléfono móvil inteligente.

Mientras los fabricantes exploran nuevas fórmulas híbridas como los ordenadores convertibles o «2 en 1», el concepto tradicional de ordenador puramente diseñado para ubicarse en un lugar determinado del hogar o el propio del entorno laboral ha venido perdiendo interés en detrimento de otras ideas más transportables. Aún así, tiene aún su público. Los datos de las consultoras IDC y GfK establecieron que a lo largo del año se alcanzaron picos de subida: la venta de ordenadores en el primer trimestre del año 2017 subió un 0,6%, rozando los 60.3 millones de unidades en todo el mundo.

Un pequeño crecimiento explicado en la metodología empleada en la que se recoge el stock dedicado por los fabricantes de ordenadores. A falta de cerrar el año con el cómputo general, las firmas HP y Lenovo se han disputado el trono de ranking de vendedores, seguido de Dell y Apple. Precisamente esta última marca ha renovado este año algunos de sus productos. Uno de ellos, el iMac, ha introducido más potencia y una mejor pantalla en este «todo en uno» de altos vuelos.

Este modelo, uno de los más interesantes del año, dispone de varias configuraciones y dos versiones diferenciadas por el tamaño del monitor. Una versión recomendable es el modelo con 21.5 pulgadas de pantalla capaz de generar una resolución 4K, el estándar de imagen a perseguir por la industria que se ha convertido ya en lo más goloso de los televisores. Bajo el capó se encuentra un potente motor destinado a mover todos los resortes con fluidez y solvencia. El modelo de 27 pulgadas asombra, además, por ofrecer lo que han llamado resolución 5K, siendo por tanto la pantalla la gran protagonista.