“Están bien”, aseguran fuentes de la investigación a los medios locales, que insisten que el traslado al hospital es una medida de “precaución” y para seguir su evolución

Municipiossur.com

Agencias

Vanessa Trump, esposa de Donald Trump Jr., tuvo que ser hospitalizada este lunes a primera hora de la mañana en un hospital de Nueva York cerca de su residencia tras abrir una carta que contenía un polvo blanco sospechoso. El sobre iba dirigido al hijo mayor del presidente de los Estados Unidos y fue enviado al apartamento en el que reside la pareja en la calle 54 en la isla de Manhattan.

La nuera del presidente abrió la carta pasadas las 10 de la mañana, hora local en la costa Este de Estados Unidos. Los servicios de emergencia acudieron de inmediato al edificio y procedieron a descontaminar a Vanessa Trump en el acto, junto a otras dos personas que estuvieron en contacto con el sobre. Después fueron trasladados a un centro sanitario, donde estuvieron bajo observación.

Tanto la policía de Nueva York como el Servicio Secreto tratan de determinar el origen de la carta. Aunque no se ha precisado qué tipo de sustancia sería, sí descartaron pasadas unas horas del incidente que fuera peligrosa. “Están bien”, aseguran fuentes de la investigación a los medios locales, que insisten que el traslado al hospital es una medida de “precaución” y para seguir su evolución.

La pareja se casó en noviembre de 2005 en el club de golf que la empresa de la familia opera en Mar-a-Lago (Florida). Tienen cuatro hijos. Las autoridades no indicaron si se encontraban en casa en el momento del incidente. Donald Trump Jr. trató en el pasado de no estar sometido a la vigilancia constante del Servicio Secreto, para preserva su privacidad. Pero al final reconsideró su decisión.