Laura, que es la número uno del ranking mundial y que partía con opciones de conquistar el oro en su prueba de menos de 48 kilos

Municipiossur.com

Agencias

Laura Martínez, la joya del judo español, demostró la apuesta que ha hecho la Federación por ella y se colgó la medalla de bronce en el Campeonato de Europa que se disputa en Sofía (Bulgaria). “Venía por el oro, pero con el bronce estoy contenta, no por el color, pero sí por cómo he competido”, señaló la madrileña al finalizar la competición.

Laura, que es la número uno del ranking mundial y que partía con opciones de conquistar el oro en su prueba de menos de 48 kilos, ganó su primer combate por ippon a la polaca Paulina Szlacha, para a continuación medirse en un choque español a su compañera Mireia Lapuerta, a la que también derrotó por ippon (osoto gari).

En el tercer combate, en las semifinales, se topó con la rusa Ekaterina Dolgikh, que a la postre sería la campeona de Europa. “Se me adelantó y me marcó dos veces” explicaba Laura, que acabó perdiendo el combate, para ganar el bronce ante la italiana Sofia Petitto, también por ippon.

Es la primera competición de gran nivel que afronta Laura, que este viernes regresa a España para viajar el lunes con la Selección absoluta al Mundial de Bakú, “que es un honor, porque aún soy júnior”, dice. Y de Bakú, con un par de semanas de descanso, al Mundial júnior de Bahamas, “todo seguido, divertido".

Mireia Lapuerta y Estefanía Esteo, con sus bronces en las categoría de -48 y -52 kilos,completaron la nómina de medallas del equipo español. Lapuerta se ganó también su puesto en el tercer peldaño del podio al imponerse a la francesa Melanie Vieu y a la alemana Mascha Ballhaus.

En -52 kilos, Estefanía Esteo ganó su grupo al vencer a la chipriota Sofia Asvesta y a la británica Olivia Piechota, pero en semifinales cayó contra la alemana Annika Wurfel, lo que le abocó a la final de la repesca, en la que derrotó a la belga Amber Ryheul.