Hace algunas semanas, el alcalde Joaquín Caballero Rosiñol ya había declarado que su gobierno municipal entregaría “finanzas sanas” a la administración que encabezará el morenista, Víctor Manuel Carranza Rosaldo. Pues bien, hace unas horas el munícipe porteño ratificó sus dichos, al señalar que entregarán cuentas saneadas y una nómina limitada, la cual será integrada prácticamente por el personal de base que lleva muchos años laborando en el edificio de Zaragoza 404. Por donde se le quiera ver, es bueno que Caballero Rosiñol le de certidumbre al gobierno de Morena. Lo que el alcalde de Coatzacoalcos quiere hacer, es dejar todo completamente transparente para no causarle problemas de finanzas al gobierno entrante, pues eso lo único que provoca es retrasos en el momento de comenzar a ejecutar el presupuesto para obras y acciones sociales. Sobre el tema de los pasivos, pues la realidad es que a Joaquín Caballero le heredaron muchas deudas, las cuales ha procurado sanear, pero el “endeudamiento”, no se lo pueden cargar a él. El dato: Joaquín Caballero seguirá encabezando el gobierno municipal de Coatzacoalcos, hasta el próximo 31 de diciembre, ante los cuestionamientos, el alcalde señaló: “No pediremos licencia, la idea es estar en la responsabilidad hasta el último día del mandato para efectos de garantizar que dejemos la administración en las mejores condiciones posibles”. Así es como se escribe la historia. Crea tu imperio pero aprende a conservar tu reino. (11 de agosto de 2017)