Filiberto Vargas Rodríguez

Prefacio.

Sigue siendo motivo de debate en los cafés la decisión de Felipe Amadeo Flores Espinosa de brindar el apoyo de su organización, Vía Veracruzana, al hijo del gobernador. *** Son varias las explicaciones y con seguridad todas esas razones fueron consideradas al momento de definir sus “lealtades”. *** Dicen que el enemigo de tu enemigo, si no es tu amigo, al menos es tu aliado. Y ese pudiera ser el caso. Miguel Ángel Yunes Linares y Amadeo Flores coinciden en su odio contra el exgobernador Fidel Herrera Beltrán. *** Hay quienes sugieren que la traición se empezó a cocinar desde el 2016, cuando Amadeo Flores Espinosa era dirigente estatal del PRI y habría participado en los acuerdos entre los primos hermanos (Héctor y Miguel) para concretar la famosa “alternancia”. *** Otros hablan de cierto “desdén” por parte del candidato del PRI a la gubernatura, Pepe Yunes. Dicen que Amadeo Flores envió a un emisario para concretar acuerdos de su organización con el candidato, y al no recibir una respuesta inmediata, se asumió como ofendido y buscó a la contraparte. *** Lo cierto es que para ser alguien que, según los propios panistas, “va muy lejos en tercer lugar”, se toman demasiadas molestias en desactivar a Pepe Yunes. Todo pareciera indicar que ven en él al verdadero obstáculo. *** Lo cierto es que Amadeo Flores espinosa por fin se quitó la careta y se mostró como es: Un vividor de la política, que se carga con aquel que más beneficios le garantice.

 

* * *

 

Alvarado es, hoy por hoy, uno de los más fuertes intereses económicos del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares. Es hacia la zona conocida como “Riviera Veracruzana”, donde se prolonga la franja inmobiliaria de más alta plusvalía en la entidad.

El clan Yunes-Márquez lo sabe muy bien, porque en ese sitio han hecho millonarios negocios y ahí mismo está asentada la “casita de la familia”, en El Estero.

Ya se han hecho públicas, además, las relaciones comerciales que sostienen los hijos del actual gobernador y la familia Cazarín, propietaria de la empresa Invercaz, titular del proyecto inmobiliario “Mandara”, que se ubica justo atrás del fraccionamiento Lomas Residencial y sitio donde se suscitó uno de los siete incendios simultáneos que sufrió durante el fin de semana la Riviera Veracruzana.

El alcalde de Alvarado,  Bogar Ruiz, dio a conocer de forma oficial que se analizaba la posibilidad de que los incendios hayan sido provocados de forma intencional. Hay quienes sugieren ya que con esa medida criminal lo que pretendían era acabar con las zonas de manglares, protegidas por las instancias ambientales, que podrían significar un obstáculo para los proyectos inmobiliarios.

Fue justamente la familia Cazarín la que promovió ante un juzgado civil la apertura del acceso controlado que se utilizaba en Lomas Residencia, para contar así con una conexión directa a su predio.

La intervención violenta y arbitraria de la policía estatal para desalojar a los vecinos que protestaron por el atentado contra sus propiedades, deja fiel testimonio de la complicidad entre el desarrollador privado y el gobierno estatal.

Desde su llegada a la gubernatura, Miguel Ángel Yunes Linares se puso como objetivo conseguir el control del ayuntamiento de Alvarado. Para ello hizo alianza con el alcalde en funciones y uno de los más cercanos a Javier Duarte, Octavio Ruiz Barroso, quien le vendió la idea al mandatario estatal de que “la mejor opción” para sucederlo era su propia esposa, Martha Elizabeth Platas Luna.

Es bien sabido que a Yunes Linares eso de eternizarse en un cargo público mediante la imposición de familiares no se le complica, y aceptó la propuesta de Tavo Ruiz. Dicha alianza implicó, además, otorgarle al ahora exalcalde alvaradeño inmunidad plena.

Lo que no se esperaban es que el “cartucho quemado” (así lo catalogaban en el PAN) que había postulado el Partido Verde, el exalcalde Bogar Ruiz, se impusiera en la contienda municipal. Todos los planes y compromisos con desarrolladores inmobiliarios se empezaron a caer. Los compromisos de habían anticipado, asumiendo que la alcaldesa sería Marta Platas.

Fue por eso que desde el primero de enero del presente año, ya con la nueva administración, se detectaron diversas componendas entre exfuncionarios municipales y “promotores” (que en realidad fungen como vulgares “coyotes”, que cobran altos precios por “solucionar trámites en el municipio”) que se dedicaron a obstaculizar la labor de los nuevos servidores públicos.

Al salir este fin de semana el alcalde alvaradeño a denunciar una posible intención criminal en los incendios, provocó la ira del gobernador de Veracruz, quien de inmediato lanzó a su perro más bravo, a su “fiscal-carnal”, para que citara a la autoridad municipal y declarara en qué basaba sus sospechas.

Este lunes Bogar Ruiz ofreció conferencia de prensa en un café de Boca del Río para señalar como un acto de intimidación, el citatorio de la Fiscalía, y ratificar sus sospechas, basadas en peritajes levantados durante el operativo para apagar los incendios, de que los siniestros fueron provocados.

Estaba el alcalde dialogando con los reporteros cuando de pronto se “aparecieron” manifestantes que pretendieron interrumpir la conferencia, un muy viejo truco yunista, que ya había aplicado en aquellos tiempos en los que gobernaba Veracruz desde la Secretaría de Gobierno.

Y para muestra ahí están las tan comentadas irrupciones de trasvestis contratados por Yunes Linares, en un par de conferencias de prensa del ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas, en Xalapa y Veracruz.

El alcalde de Alvarado, Bogar Ruiz Rosas dijo estar preparado con material probatorio para respaldar sus dichos, pero advirtió que toda esa información la entregará “a las autoridades pertinentes” que no son precisamente los fiscales del Estado. Los delitos contra el medio ambiente son del orden federal y será en esas instancias donde se ventile este caso, para evitar que sea manipulado por el gobernador de Veracruz.

 

* * *

 

Epílogo.

Aún no amanecía este lunes en Xalapa, cuando se conoció la trágica noticia: El cuerpo sin vida de una mujer fue localizado en un camino de terracería, en la colonia 12 de Diciembre, cerca del Camino Antiguo a Naolinco. Se trataba de una persona joven y que lucía pantalones bajados hasta las rodillas. La víctima presentaba signos de haber sido abusada sexualmente. *** Veracruz sigue destacando por sus cifras negativas, esas que prometió Miguel Ángel Yunes Linares abatir “en seis meses”. Los feminicidios han ido a la alza, ya la entidad ha recibido dos alertas de género y poco o nada se ha hecho al respecto. ¿Hasta cuándo?

 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.